Inicia el 2013, con el incremento de diversos productos

Fuente Google

Cancún Q. Roo. Por Carlos Aguila Arreola.- Aunque marginal, el 2013 arranca con un aumento de tres centavos al litro de gas LP, la posibilidad de incrementar el precio del kilogramo de tortilla a mediados de enero, y con las mismas tarifas al consumo de energía eléctrica.

Durante la primera quincena de diciembre el monopolio harinero Maseca aumenta de un día para otro, y sin alguna justificación, 500 pesos a la tonelada de harina de maíz, la materia prima para la elaboración del alimento base de la dieta mexicana.
Pío Quinto Hernández González, presidente en Cancún de la Cámara Nacional de la Industria de Producción de Masa y Tortilla, explica que cada mil kilos cuestan 10,660, y que con el aumento llegan a los 11,160 pesos.
“Esto puede obligar a que el empresario determine si continúa con el precio o actualizar sus costos, eso queda a criterio de cada quien, lo que sí quiero aclarar es que desde el primer momento que nos enteramos se le comunicó a la Secretaría de Economía y a la Profeco.”
En ese sentido, el industrial acusa que ambas autoridades federales son bastante condescendientes con las harineras, lo que no ocurre con los tortilleros, tras revelar que se enteran previamente del alza y lo notifican para frenar el incremento.
Pese al aviso, eso no ocurre y adelanta que eso podría provocar otro aumento en el costo del insumo después que se anuncia que los 500 pesos son una primera parte, y la otra se programa para mediados de mes o inicios de febrero.
“Hacemos un llamado ya no a las autoridades locales porque hemos visto que no actúan con la prontitud como el empresariado lo quisiera ver; hay anuncios que por ahí se han dado a conocer que podría llegar hasta 3.50 más por kilo durante este año, y eso es peligroso.”
En tanto, el litro del gas LP aumenta tres centavos, por lo que el cilindro de 20 kilos, al que le caben cerca de 35 litros y que es el de mayor consumo en la entidad, pasa de 245.53 a 246.64 pesos, un incremento de 1.11 pesos aproximadamente.
El de 30 kilos vale 361.90 pesos a partir del 1 de enero contra los 360.49 que cuesta el 31 de diciembre, para una diferencia de 1.41 de pesos, se pudo constatar en una de las plantas de recarga de la avenida José López Portillo.
Por su parte, Gerardo Castañeda Adame, superintendente de la Comisión Federal de Electricidad en la zona norte de Quintana Roo, informa que hasta el momento en el caso de la entidad no hay ninguna notificación de ajustes en la facturación.
“Hasta ahorita no hay notificación, seguimos aplicando las tarifas como lo venimos haciendo desde más de dos-tres años que no tienen ningún ajuste, tanto las domésticas como las comerciales o las de media tensión igual; o sea, seguimos manejando las mismas tarifas.”
En ese sentido, el funcionario asegura que al menos durante el primer bimestre del año se mantendrán los costos del servicio de energía eléctrica en la entidad, y recomienda estar al pendiente de sus medidores para calcular su facturación.
Botón volver arriba