Home » Cancun » Obama condena atentado en Monterrey.

Obama condena atentado en Monterrey.

El Presidente de México, reclamó al de E.U. ser el mayor consumidor de drogas y armas

Obama condena atentado en Monterrey.

«Condeno de la manera más enérgica el bárbaro y reprensible ataque del día de ayer en la ciudad de Monterrey.  A nombre del pueblo estadounidense acompañamos a las víctimas y sus familias en nuestros pensamientos y oraciones en estos difíciles momentos», citó el boletín de prensa difundido por el Departamento de Estado.

«El pueblo de México y su gobierno están librando una valiente lucha para frenar a las violentas organizaciones criminales transnacionales que amenazan tanto a México como a los Estados Unidos.  Los Estados Unidos son y continuarán siendo sus socios en esta lucha.  Compartimos con México la responsabilidad de enfrentar este reto, y estamos comprometidos a continuar nuestra cooperación sin precedentes para hacer frente a estas organizaciones criminales», concluyó la postura oficial del Gobierno de Estados Unidos, que unas horas antes recibió el reclamo del Presidente de México, Felipe Calderón,  al responsabilizarlos del tráfico de armas y alta demanda de droga, que motiva la lucha contra el narcotráfico

MONTERREY, México – La cifra de personas muertas por el incendio en un casino, ubicado al poniente de esta ciudad, subió a 52 de manera oficial, aunque de acuerdo a algunos medios serían más de 60. La policía había advertido que hay posibilidades de que haya más cuerpos más dentro de las instalaciones del «Casino Royale».

Ramón Alberto Garza, director general de Reporte Indigo, dijo la mañana del viernes a Univision que la cifra de muertos era de 61 personas. Agregó que los atacantes del Casino impidieron que las personas abandonaran el recinto durante el ataque y posterior incendio. Una vez que el frente del local estuvo envuelto en llamas, huyeron. El Casino había sido advertido que no contaba con adecuadas vías de escape en caso de un siniestro.

Las instalaciones del casino ubicado en el norte de México fueron rociadas con gasolina para iniciar un incendio. Entre los 52 muertos hay jugadores y empleados de la casa de juegos, y una mujer embarazada, por lo que algunos medios hablan de 53 víctimas.

Familiares de los fallecidos se congregaron en las afueras del recinto después del incendio, algunos llorando y otros clamando a la policía por información, reportó The Associated Press. Después se les permitió ver los cadáveres en la morgue para ayudar a identificarlos.

Francisco Tamayo, de 28 años y habitante de Monterrey, informó que él y otros familiares vieron unos 40 cadáveres mientras buscaban a su madre Sonia de la Peña, de 47 años, a quien le gustaba jugar en el casino y acudía al lugar cuatro días a la semana. Todavía la siguen buscando, agrregó AP.

El procurador general de Justicia, Adrián de la Garza, advirtió que la cifra podría aumentar, y dijo que un cártel de narcotráfico, aparentemente, fue responsable del ataque.

El gobernador de Nuevo León, Rodrigo Medina de la Cruz, lamentó la tragedia y dijo que ante la magnitud del hecho, es factible que la autoridad federal atraiga el “atroz multihomicidio”, perpetrado esta tarde en el «Casino Royale”, de la avenida Gonzalitos y San Jerónimo, al poniente de esta ciudad.

El funcionario añadió que se investiga a detalle las causas de la tragedia para dar con los responsables y trabajan en el apoyo a las víctimas.