Home » Cancun » El peso y su volatilidad ante la economía griega.

El peso y su volatilidad ante la economía griega.

¿De dónde viene tanta volatilidad?

Cancún Q. Rooo. – Por Gabriela Siller Pagaza.-  El peso sigue depreciándose como consecuencia del entorno económico internacional. En particular la situación de Grecia sigue preocupando al mercado, que especula que tendrá que caer en moratoria o bien que saldrá de la Zona Euro para poder arreglar su situación. Al mismo tiempo el sistema bancario de la UE enfrenta una crisis de liquidez por lo cual el Banco Central Europeo (BCE) y  la Reserva Federal junto con otros Bancos Centrales realizarán operaciones para proveer de dólares a los bancos europeos, lo cual se considera una señal más que una herramienta real para disminuir la incertidumbre. Por otra parte, auditores del FMI y del BCE se encuentran revisando las finanzas públicas de Grecia con el objetivo de determinar si recibirá el siguiente pago acordado en el rescate.

La situación de Grecia no es novedad, pero el mercado está esperando una solución definitiva a la crisis de los altos déficit fiscales. Asimismo, la desaceleración en Estados Unidos y el temor de caer en una nueva recesión también son fuente de incertidumbre, aun y cuando los indicadores económicos continúan mostrando un menor ritmo de actividad económica, pero sin sugerir una inminente recesión. Asimismo, la Reserva Federal podía implementar una nueva herramienta de política monetaria en la siguiente reunión este 21 septiembre por lo que el mercado estará a la espera del anuncio. El nuevo estimulo podría tener como objetivo reducir las tasas de interés de largo plazo e incrementar el ritmo de la recuperación económica. Cabe mencionar que el rendimiento del bono del Tesoro a 10 y 30 años se encuentra cerca de sus niveles históricos más bajos y existe incertidumbre sobre el efecto que la nueva política tendría en la economía real de EU y sobre los precios de algunos activos que tienen burbujas especulativas importantes. Como consecuencia, se espera que la volatilidad continúe y el tipo de cambio permanezca presionado a la alza, sobre todo cuando ha superado la barrera psicológica de los 13 pesos, porque el mercado ajusta sus expectativas a la nueva cotización y eso dificulta regresar a los niveles anteriores.

Basta recordar que hasta el 31 de julio la cotización del dólar se ubicaba debajo de los 12 pesos y ante la rebaja de calificación en EU y algunos indicadores poco favorables como la manufactura subió significativamente, ante la ausencia de noticias positivas.

Finalmente, en México no se descarta una moderación en el ritmo de la recuperación económica para lo que resta del año ante la desaceleración en EU, pero tampoco se tiene un escenario de recesión.

Durante la semana anterior el tipo de cambio alcanzó una cotización máxima de 13.0584 y una mínima de 12.6535 pesos por dólar. No obstante, esta semana el dólar ya ha alcanzado los 13.21 pesos, en un entorno donde Grecia sigue causando la alta aversión al riesgo.

[email protected]